A-Z Site Index

RESUMEN 2022: La ONU y la guerra en Ucrania

El 24 de Febrero varias explosiones se escucharon a lo lejos en Kyiv, Ucrania. Eran las 5 de la mañana y las sirenas empezaron a sonar. El ejército de la Federación de Rusia estaba atacando el aeropuerto Antonov, en la ciudad de Hostomel. Simultáneamente otras ciudades del país estaban siendo bombardeadas. Hacemos un repaso de la posición de la ONU tras 10 meses de invasión de la Federación de Rusia en Ucrania.

Las Naciones Unidas consideran que la operación militar lanzada por Rusia es un ataque, además de una violación de la integridad territorial y la soberanía de Ucrania. Por ello es contrario a los principios de la Carta de las Naciones Unidas.

FEBRERO 2022

El 25 de febrero, el Secretario General de las Naciones Unidas nombró a Amin Awad, Subsecretario General en calidad de Coordinador de Crisis de las Naciones Unidas para Ucrania.

El 28 de febrero, el fiscal de la Corte Penal Internacional abrió una investigación por crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad.

MARZO 2022

La Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó el miércoles 2 de marzo una resolución en la que deplora la «agresión» cometida por Rusia contra Ucrania (141 votos a favor, 5 en contra y 35 abstenciones).

El Consejo de Derechos Humanos de la ONU adoptó el 4 de marzo una resolución en la que pedía la retirada «rápida y verificable» de las tropas rusas y de los grupos armados apoyados por Rusia de todo el territorio de Ucrania.

El 5 de marzo, el Consejo de Derechos Humanos de la ONU decidió crear urgentemente una comisión de investigación internacional independiente tras la agresión de la Federación de Rusia a Ucrania.

El 16 de marzo, el Tribunal Internacional de Justicia ordenó a Rusia que suspendiera inmediatamente sus operaciones militares en Ucrania.

El jueves 24 de marzo, la Asamblea General de la ONU exigió por abrumadora mayoría protección civil y acceso humanitario en Ucrania, al tiempo que criticó a Rusia por crear una situación humanitaria «calamitosa» (140 votos a favor, 5 en contra y 38 abstenciones).

El 30 de marzo, Naciones Unidas nombró a tres expertos en derechos humanos para investigar las posibles violaciones del derecho internacional cometidas durante el conflicto en Ucrania.

ABRIL 2022

En una declaración realizada el lunes 4 de abril, la responsable de derechos humanos de la ONU, Michelle Bachelet, se mostró horrorizada por las imágenes de personas muertas en las calles y en fosas improvisadas en la ciudad de Bucha.

El 7 de abril, la Asamblea General de la ONU adoptó una resolución en la que pedía la suspensión de Rusia del Consejo de Derechos Humanos. La resolución recibió una mayoría de dos tercios de los votos, menos las abstenciones, en la Asamblea de 193 miembros, con 93 naciones que votaron a favor y 24 en contra.

A finales de abril, el Secretario General de la ONU visita Rusia y Ucrania.

El 26 de abril de 2022, la Asamblea General de la ONU adoptó una nueva resolución en la que pedía a los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad que justificaran el uso del veto.

MAYO  2022

El 6 de mayo de 2022, el Consejo de Seguridad de la ONU adoptó una declaración en la que apoya firmemente los esfuerzos del Secretario General por lograr una solución pacífica en Ucrania. El Secretario General se congratuló de que, por primera vez, el Consejo de Seguridad hable con una sola voz en favor de la paz en Ucrania.

El 12 de mayo, el Consejo de Derechos Humanos aprobó una resolución en una sesión especial sobre Ucrania en la que pedía que se investigaran las atrocidades de las que se acusa a las tropas de ocupación rusas.

El Director General de la UNESCO condenó el asesinato del periodista francés Frédéric Leclerc-Imhoff el 30 de mayo mientras cubría una evacuación de civiles cerca de la ciudad ucraniana de Sievierodonetsk para bfmTV.

JUNIO DE 2022

El viernes 3 de junio de 2022, al cumplirse 100 días de la invasión de la Federación de Rusia en Ucrania, António Guterres marcó este sombrío hito con un nuevo llamamiento al cese inmediato de la violencia.

El 6 de junio, Pramila Patten, Representante Especial del Secretario General para la Violencia Sexual en los Conflictos Armados, declaró ante el Consejo de Seguridad que las denuncias de violencia sexual por parte de las tropas de la Federación de Rusia en Ucrania van en aumento.

El 10 de junio, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos condenó la pena de muerte impuesta a tres combatientes extranjeros en Ucrania por un tribunal de la autoproclamada República Popular de Donetsk.

 El 21 de junio, el Asesor Especial de la ONU para la Prevención del Genocidio, Wairimu Nderitu, informó el martes al Consejo de Seguridad y reafirmó su preocupación por «los crecientes riesgos» de violencia sexual y trata de personas, que están «afectando significativamente a mujeres y niños».

El 28 de junio, Rosemary DiCarlo, Jefa de Asuntos Políticos y Consolidación de la Paz de las Naciones Unidas, declaró ante el Consejo de Seguridad que el «horrible conflicto» en Ucrania no muestra signos de remitir. Señaló que desde su última actualización, el 5 de abril, «innumerables civiles ucranianos» han muerto en ataques indiscriminados, ciudades y pueblos han sido arrasados y gran parte de la tierra cultivable del país ha quedado «horriblemente desfigurada por los bombardeos».

El Alto Comisionado para los Derechos Humanos declaró en la apertura de la 50ª sesión del Consejo de Derechos Humanos que la guerra en Ucrania dejará huellas durante generaciones y que una crisis alimentaria, energética y financiera mundial amenaza al planeta.

El 22 de julio se firmó un acuerdo sobre la reanudación de las exportaciones ucranianas de cereales a través del Mar Negro en medio de la guerra. El Secretario General de la ONU, António Guterres, declaró en la ceremonia de la firma en Estambul (Turquía) que se trata de «un faro de esperanza» en un mundo que lo necesita desesperadamente.

El Secretario General de la ONU acogió con satisfacción la salida del primer buque del puerto ucraniano de Odesa, cargado de grano en virtud del histórico acuerdo firmado por Ucrania, Rusia y Türkiye, supervisado por la ONU.

AGOSTO 2022

El Secretario General estuvo en Lviv (Ucrania) el 18 de agosto para participar en una reunión trilateral con el Presidente turco Recep Tayyip Erdogan y el Presidente ucraniano Volodymyr Zelensky. A continuación viajó a Odessa, donde se encuentra uno de los tres puertos utilizados en el marco de la iniciativa «Black Sea Grain» (acuerdo sobre la reanudación de las exportaciones ucranianas de cereales a través del Mar Negro).

SEPTIEMBRE 2022

El 7 de septiembre de 2022, la Jefa Política y de Consolidación de la Paz de la ONU, Rosemary DiCarlo, informó al Consejo de Seguridad de que 5.718 personas habían muerto, 372 de ellas niños. Los refugiados ucranianos registrados en toda Europa superaban los siete millones.

El 9 de septiembre, el jefe de la Misión de Observación de los Derechos Humanos de la ONU en Ucrania afirmó que casi 5.800 personas han muerto en el conflicto ucraniano y que la situación de los prisioneros de guerra en las zonas controladas por Rusia es «preocupante».

El viernes 16 de septiembre, en Ginebra, la Oficina de Derechos Humanos de la ONU (OACDH) declaró que los investigadores de la ONU que ya se encontraban en Ucrania iban a comprobar si las personas enterradas en las fosas comunes descubiertas en la ciudad ucraniana de Izyum eran soldados o civiles y si habían muerto en las hostilidades o por causas naturales.

El 29 de septiembre, el Secretario General de la ONU, António Guterres, declaró que el plan de Rusia de anexionarse cuatro regiones ocupadas de Ucrania sería una medida ilegal, una violación del derecho internacional, y debía condenarse.

El 30 de septiembre, Rusia vetó la resolución del Consejo de Seguridad que condenaba el intento de anexión de regiones ucranianas.

OCTUBRE 2022

El 10 de octubre, las fuerzas armadas de la Federación Rusa lanzaron ataques con misiles a gran escala contra ciudades de toda Ucrania que, según informes, causaron daños generalizados en zonas civiles y provocaron decenas de muertos y heridos.

El 12 de octubre, la Asamblea General de la ONU aprobó por amplia mayoría una resolución en la que pedía a los países que no reconocieran las cuatro regiones de Ucrania reclamadas por Rusia, tras los llamados referendos celebrados en septiembre, y exigía a Moscú que diera marcha atrás en su «intento de anexión ilegal». El resultado fue de 143 Estados miembros a favor, cinco en contra y 35 abstenciones.

El 21 de octubre, la Jefa de Asuntos Políticos de la ONU, Rosemary DiCarlo, informó al Consejo de Seguridad junto con la Coordinadora Residente y Humanitaria para Ucrania, Denise Brown. Dijeron que la escalada militar de Rusia en Ucrania provocará más sufrimiento en todo el mundo y debe ser revertida, y que cada día que pasa, los equipos de la ONU sobre el terreno se enfrentan a «nuevas dimensiones de la emergencia».

El 30 de octubre, el Secretario General de la ONU, António Guterres, expresó su profunda preocupación por la decisión de Rusia de suspender su participación en la Iniciativa de Granos del Mar Negro, un acuerdo establecido para reintroducir las vitales exportaciones de alimentos y fertilizantes de Ucrania al resto del mundo.

NOVIEMBRE 2022

El 14 de noviembre, la Asamblea General de la ONU adoptó una resolución que exige a Rusia el pago de reparaciones de guerra a Ucrania, mientras los embajadores se reunían para reanudar su sesión especial de emergencia dedicada al conflicto. Noventa y cuatro países votaron a favor de la resolución, 14 en contra y 73 se abstuvieron.

El 15 de noviembre, Matilda Bogner, jefa de la misión de supervisión de los derechos humanos de la ONU en Ucrania, declaró que prisioneros de guerra de ambos bandos del conflicto ucraniano habían declarado a los investigadores de derechos humanos de la ONU que habían sido sometidos a tortura y malos tratos durante su cautiverio.

El 16 de noviembre, la jefa de asuntos políticos de la ONU, Rosemary DiCarlo, declaró ante el Consejo de Seguridad que en los últimos días se han producido algunos de los bombardeos más intensos de la guerra en Ucrania y advirtió del riesgo de escalada y propagación a otros países. El 15 de noviembre murieron dos personas al impactar un misil contra un silo de grano en la pequeña localidad polaca de Przewodow.

El 17 de noviembre, el Secretario General de la ONU acogió con satisfacción el acuerdo alcanzado por todas las partes para continuar con la Iniciativa del Grano del Mar Negro, con el fin de facilitar la navegación segura de las exportaciones de grano, alimentos y fertilizantes procedentes de Ucrania.

En su intervención ante el Consejo de Seguridad el 23 de noviembre de 2022, Rosemary DiCarlo, Secretaria General Adjunta de la ONU para Asuntos Políticos y de Consolidación de la Paz, advirtió de la devastación causada por los «incesantes ataques» de Rusia contra civiles e infraestructuras críticas en toda Ucrania.

El 25 de noviembre de 2022, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Volker Türk, expresó su consternación por el sufrimiento humano que no cesa en Ucrania, puesto de manifiesto por los continuos ataques rusos con misiles y aviones no tripulados contra infraestructuras críticas a gran escala, y las recientes denuncias de ejecuciones sumarias de prisioneros de guerra.

DICIEMBRE 2022

El 4 de diciembre de 2022, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Volker Türk, inició una visita oficial de cuatro días a Ucrania, por invitación del Gobierno. Durante su visita, el Alto Comisionado visitó Kyiv y las zonas vecinas, Kharkiv, Izium y Uzhhorod. En la capital, Kyiv, Volker Türk declaró que la magnitud de los daños y la destrucción que había visto en Izium era «estremecedora».

El 6 de diciembre de 2022, el Coordinador de Ayuda de Emergencia de la ONU, Martin Griffiths, informó al Consejo de Seguridad de la muerte, la destrucción, los desplazamientos y el sufrimiento generalizados» que se estaban produciendo desde la invasión del 24 de febrero, y de los problemas que la violencia continuada y el clima invernal estaban exacerbando.

El jefe de Asuntos de Desarme de la ONU (UNODA), Izumi Nakamitsu, informó al Consejo de Seguridad sobre la cuestión de «los suministros de armas letales a Ucrania y sus consecuencias».

En su intervención en Kyiv el 15 de diciembre de 2022, al término de una visita oficial de cuatro días, Martin Griffiths describió la amenaza mortal que suponen los ataques diarios de artillería contra la ciudad portuaria de Kherson, en el sur del país.

Más de 18 millones de personas necesitan ayuda humanitaria en Ucrania, unos 7,83 millones han huido del país y 6,5 millones son desplazados internos.

 

Recursos adicionales

últimos articulos